25 de febrero de 2018

(Si no lo son, lo parecen.)


1. (Si no lo son, lo parecen.)

 
—En un Estado democrático —siguió diciendo Meneses— no hay presos políticos. ¿Por qué? Porque si los hubiera no sería un Estado democrático. Es de cajón. Así pues, como España es un Estado democrático, no hay presos políticos. Punto. La lógica del razonamiento es apabullante. Ahora bien, si los cuatro políticos catalanes en prisión provisional no son presos políticos, se le parecen tanto, pero tanto tanto, que no se aprecia diferencia. O por lo menos eso es lo que pensamos muchos.
—¿Y qué pasa entonces con el Estado democrático? —inquirió Aquilino.
—¡Ah!...
 


2. (Un rey en Barcelona.)
—Que la proclamación de la República catalana fuera de simulacro y en diferido, a lo Cospedal —dijo Melquíades—, o como declaran ahora los reos independentistas ante el Santo Oficio, "simbólica", no obsta para que Cataluña sea una República de hecho. No lo será de derecho, pero sí lo es de hecho. Ahora bien: ¿cómo encaja una República en un Reino? Difícil. Y además un Reino beligerante. El conflicto está servido.

Primer capítulo: educación y respeto sí, pero pleitesía no. Chapó.


(Véase aquí la nota de Ada Colau sobre el besamanos.) 


3. ("¿Tanto cuesta sacrificar a un catalán?" ¿A uno, y a cuántos millones más?)

"¿Tanto cuesta sacrificar a un catalán?"
SSdS, en el Congreso de los Diputados

El pasado octubre Rajoy Brey convocó elecciones autonómicas y al día siguiente metió a los políticos y líderes independentistas en la cárcel, Fiscalía mediante. Genial. Solo se ha visto algo similar recientemente en Turquía y Egipto. Ahora el resultado es el Caos en Cataluña y un conflicto insoluble entre legalidad y legitimidad: cualquier gobierno legítimo en Cataluña es a priori considerado ilegal por el Estado, y viceversa, cualquier gobierno legal para el Estado sería ilegítimo para los catalanes. ¿Cómo resolver este conflicto entre legalidad/legitimidad?

Después de dos meses de darle vueltas los partidos independentistas-republicanos parecen haber encontrado una salida al imposible laberinto, muy acorde con el Caos general, la cual consiste en un doble gobierno: un gobierno legal en Cataluña y un gobierno legítimo en el exilio. Si alguien cree que ya lo había visto todo, se equivoca. Pero eso es lo que hay. Ahora habrá que ver si el invento funciona y cómo. Lo que no cabe duda es que un gobierno, necesariamente, ha de ser legal y legítimo, y si no pueden estar
reunidas ambas cualidades en un solo gobierno habrá que repartirlas en dos. Y sí: cuesta mucho "sacrificar" la legitimidad, por lo menos tanto o más que sacrificar la legalidad. El problema es que el gobierno del Estado no parece dispuesto a poner nada de su parte para que nada funcione. Pero eso no es ninguna sorpresa. No se pueden pedir peras al olmo ni se puede pedir un comportamiento democrático a un gobierno del PP que mantiene en sus funciones, como si nada, a CUATRO MINISTROS REPROBADOS (Catalá, Montoro, Zoido y Dastis) por el Congreso de los Diputados.

"¿Tanto cuesta sacrificar a un catalán?" (SSdS). ¿Tanto cuesta respetar unas elecciones que convocó el gobierno mismo?

Del 155 no hay regreso a ninguna "normalidad". Del 155 no hay regreso a ninguna parte.

(Continuará.)

 

 Magistral conferencia del catedrático Javier Pérez Royo en la XIII Jornada Ernest Lluch: "Democràcia, legalitat i legitimitat" (Universitat Pompeu Fabra, Barcelona, 22-2-2018)


 

El divan (TV3) - Entrevista a Suso de Toro


(Goya - Los Caprichos.)
94.                      

¿Monarquía Parlamentaria o de Carta Otorgada?
"Oh, mon Dieu! Un Roi."

Lecturas recomendadas 
- Enric Juliana, La pugna de PP y Ciudadanos enciende la batalla de las lenguas (24-2-2018)
- Ramón Cotarelo, Espejo de príncipes (25-2-2018) 
- Javier Pérez Royo, Se prohíbe blasfemar... sin motivo (25-2-2018), La hora de la verdad (27-2-2018) y Prevaricación contra la democracia (28-2-2018)
- Suso de Toro, Estado policial, ya está siendo (25-2-2018) y Vergüenza y amargura (1-3-2018)
- Esther Vera, Qué fracaso el suyo, majestad (25-2-2018) 
- Fernando López Agudín, Colau, Carmena y la algarabía cortesana (27-2-2018) 
- Marta Pérez, Elpidio José Silva: "Si esto no cambia, es muy probable que, en cincuenta años, Marruecos tenga una democracia más perfecta que la española" (27-2-2018)
- Lluís Orriols, La izquierda ausente (27-2-2018) 
- Antoni Bassas, El patriotisme "normal" que arriba a Espanya (1-3-2018)
- Aleix Moldes, Javier Pérez Royo: "Llarena prevaricará si impide a Sànchez ser investido por el Parlament" (3-3-2018) 
- Esther Vera, Ada Colau: "És injust i difícil però ha de ser possible recosir el país tot i els quatre presos polítics" (3-3-2018). Traducción al castellano: Ada Colau: "Es injusto y difícil, pero ha de ser posible recoser el país a pesar de los cuatro presos políticos"
- Martí Estruch Axmacher, Axel Schönberger: "Des del 27 d'octubre de 2017, Espanya no és una democràcia" (4-3-2018) 
- Joan B. Culla, De mal gusto (5-3-2018) 
- Sabino Cuadra, Involución democrática o metástasis franquista (6-3-2018)

Otros temas
- Saúl García, Alcañiz no tuvo a su Picasso (3-3-2018) 


- Ernest Urtasun, El PP y el Banco Central Europeo (4-3-2018). Disfrutar de la vida, que cuando Weidmann llegue a la presidencia del BCE sabremos lo que es el desastre.  
- Enric Juliana, Elecciones Italia. Populismo norte, populismo sur (6-2-2018) 

No hay comentarios:

Publicar un comentario